16 Cosas que deberías saber antes de alojarte con AirBnB

Comparte en redes sociales:

Airbnb está cambiado completamente las reglas del juego para viajar

Ya no estás limitado a la hora de elegir entre un hotel o un albergue cuando te encuentres en busca del alojamiento más barato. Ahora tienes el potencial de elegir un pequeño estudio holandés, una casa en el barrio de moda de Chicago, una granja Suiza aislada o un apartamento moderno y céntrico en París y todo un sin fin de posibilidades mas.

He usado Airbnb innumerables veces, desde viajes cortos de fin de semana, hasta estancias de una o dos semanas. Y es algo que seguiré usando para muchas de mis aventuras futuras.

 

Con su tremendo crecimiento a nivel mundial, ahora es una alternativa más rentable también para los viajeros de largo plazo y te ayudará en gran medida cuando te lances a recorrer un continente (por ejemplo) .

De hecho, incluso será muy enriquecedor para tener compañía de diferentes culturas y lenguas en tu propia casa durante las temporadas que por la causa que sea has decidido no viajar.

 

AirBnB puede ahorrarte mucho dinero

AirBnB no es gratis, pero reservar a través de Airbnb puede ser mucho más barato que en un hostal u hotel, especialmente si viajáis varias personas o si planeas quedarte más de una semana. También es una buena manera de salir del mundillo hotelero y entrar en un mundo de verdad, lo cual es algo muy enriquecedor desde mi punto de vista.

Sin embargo, si eres nuevo en esto y estás muy acostumbrado a la flexibilidad, comodidad y seguridad de un hotel/hostal, reconozco que Airbnb puede ser un poco… «intimidante». Y tal vez un poco extraño. Por eso he creado esta guía para principiantes, para que puedas entender cómo funciona, aprender de mis errores, encontrar la habitación o apartamento perfecto y, con suerte, ¡ahorrar un poco de dinero en tu próximo viaje!

 

Crear un nuevo perfil en AirBnB

Como puedes imaginar, cuando la gente alquila su casa, quiere estar bastante segura de que tu eres quien dices ser. Esto significa que una vez que hayas creado un perfil (¡completo con una buena foto!), para ser aceptado en un buen número de reservas necesitarás pasar por un proceso de verificación adicional.

Esto es bastante fácil de hacer, pero implicará vincular una cuenta de redes sociales, cargar una identificación con foto (carnet de conducir, pasaporte, etc.) y confirmar tu dirección de correo electrónico y número de teléfono.

 

c37cc85dbb4b76d428abcd3e83fc81d0

 

Revisa bien los puntos anteriores

 

Si tu Airbnb elegido existe desde hace tiempo, debería tener muchos comentarios de usuarios anteriores. Léelas.

Por supuesto, no te centres en una mala crítica en un océano de referencias impecables , pero si mucha gente menciona que la zona deja mucho que desear, que el piso era un caos o que el anfitrión era un desastre, probablemente valga la pena pasar al siguiente alquiler.

Si eres nuevo en Airbnb, te recomiendo que tu primer alquiler sea uno con muchas buenas críticas. Una vez que hayas usado este sistema unas cuantas veces, es más probable que pases por alto ciertas «rarezas» y que entiendas mejor el proceso, pero los recién iniciados por lo general pueden necesitar ir poco a poco.

Creo que Airbnb es un sistema de alojamiento muy bueno, así que quiero que tu primera vez se convierta en una experiencia gratificante!

 

AirBnB tiene descuentos para estancias semanales/mensuales

Gran parte de los anfitriones de Airbnb hacen buenos descuentos para estancias de una semana, e incluso más para estancias de un mes. Esta es la razón por la que este sistema de alojamiento es tan famoso entre los nómadas digitales y viajeros de larga duración.

 

descuento

 

De hecho, en ciertas ocasiones he podido comprobar que al reservar más tiempo del que técnicamente necesitaba o quería, es más barato.

 

Comprobar la ubicación

Debes comprobar y volver a comprobar la ubicación de tu alojamiento Airbnb concienzudamente.

Un factor que afecta el precio de los alojamiento de manera significativa es la ubicación, así que si parece demasiado bueno para ser cierto, asegúrate de que no está en medio de la nada o es la típica zona en la que por la noche es más seguro quedarte en casa.

Otra buena manera de evaluarlo está en los comentarios. Recuerda, el anfitrión te puede decir cualquier cosa y, como visitante primerizo en la ciudad, es posible que no estés al tanto de las zonas «no recomendables» en esa ciudad.

Los anteriores inquilinos suelen ser un buen indicador para alertar a los futuros huéspedes de este tipo de inconvenientes a través de sus críticas. Sin embargo, si simplemente te fijas de la ubicación de un piso en el mapa puedes llevarte una gran desilusión.

Antes de reservar, comprueba las diferentes alternativas de transporte público desde y hasta tu apartamento para asegurarte de que hay al menos una opción económica para moverte por la zona y de que no este a horas de distancia de los lugares de interés que piensas visitar durante tu viaje.

«Revisa siempre los comentarios de anteriores huéspedes»

Aunque puedes seleccionar varios filtros dentro de la función de búsqueda, es muy importante que compruebes las indicaciones anteriores con detenimiento.

 

Revisa bien que servicios están incluidos

Algo a tener también muy en cuenta es si dispone o no de cocina. Hay apartamentos en los que se indica que existe una cocina (el anfitrión lo selecciona en las propiedades de las instalaciones), pero en la descripción escrita queda claro que únicamente podrás preparar el desayuno o utilizar el microondas,lo que quizá no sea la mejor opción a la hora de preparar tu comida.

 

servicios disponible

 

También puedes comprobar de antemano la calidad de la conexión a Internet y si realmente es cierto que dispone de aire acondicionado. Ya sea que los anfitriones tengan la intención de engañarte o no, a veces lo que especifican no es correcto, ni mucho menos exacto. Por lo tanto, si vas a necesitar una conexión a internet rápida o planeas cocinar tu propia comida, es mejor que antes de gastarte el dinero te asegures de que realmente se ajusta a tus necesidades y solo entonces confirmes tu reserva.

 

El precio depende del número de huéspedes

 

Está claro que si tu plan es llevar contigo a todos tus amigos, te va a salir más caro que si te alojas solo o con tu pareja.

 

varios huespedes precio

 

Puedes indicar el número de huéspedes en la búsqueda inicial, así que no olvides hacerlo o tus resultados no reflejarán el verdadero precio de tu estancia, y puedes estar omitiendo un alojamiento más económico.

 

Mejor cuanto mas flexible

Si ya has reservado tus vuelos, entonces está claro que vas a estar limitado. Sin embargo, si estás deseando hacer una escapada a París, pero aun no te has comprometido a nada, entonces puede merecerte la pena comprobar las opciones de alojamiento que te cuadren con los vuelos más baratos.

Si te fijas en la disponibilidad de una semana o unos días a cada lado de tus fechas preferidas, es posible que encuentres una buena oferta que se ajuste bien a tu presupuesto.

 

Siempre hay una oferta para cada presupuesto

Cuando te aparezca la página de resultados de búsqueda inicial, algunas de las tarifas/noche pueden parecerse más en precio a tarifas semanales. No te preocupes – Airbnb puede ajustarse a cualquier presupuesto (¡pero existe también la versión Delux o 5* para clientes «más exigentes»).

Ten un poco de cuidado con los criterios de búsqueda y selecciona la opción oportuna para que sólo te aparezcan los alquileres dentro de tu presupuesto mínimo/máximo.

Para aquellos que viajan de forma independiente y con un presupuesto menor, considerar alquilar una habitación privada en lugar de todo el piso o apartamento. Será significativamente más barato y os dará la oportunidad de conocer nuevas personas. Pero no olvides seguir ciertas pautas.

 

Si alquilas una habitación privada, debes comprobar la letra pequeña

Cuando usamos Airbnb para tener un poco de tiempo a solas, normalmente elegimos alquilar apartamentos enteros en lugar de habitaciones privadas. Hay muchos puntos a tener en cuenta cuando se hace esto.

Cosas como con quién vas a compartir alojamiento (algunas personas tienen apartamentos en plan hostal y alquilan varias habitaciones a diferentes personas), ¿donde se encuentra ubicado el baño?, ¿es la seguridad una preocupación para ti? (la mayoría de las habitaciones privadas no tienen sus propias cerraduras), si el anfitrión tiene hijos (¿es este en realidad un apartamento que elegirías para alojarte?) y si tendrás acceso a todas las instalaciones (algunos alojamientos limitan este solo a la habitación) todos ellos son puntos que deberías plantearte antes de reservar.

Haz preguntas por adelantado. Entiende que cada oferta en una habitación privada puede ser muy diferente en cuanto a lo que te ofrecen. Si no te sientes cómodo con lo que se te ofrece, no reserves.

 

Accede a AirBnB como invitado y recibe 25€ de descuento en tu próxima reserva

 

La reserva no siempre es instantánea

Ya has encontrado tu apartamento perfecto y quieres confirmar la reserva lo antes posible. Sin embargo, por desgracia no siempre es tan sencillo.

Aunque hay una serie de alojamientos de reserva instantánea en la web (las que tienen el rayo al lado), para la mayoría hay que ponerse en contacto con el anfitrión para comprobar la disponibilidad. Esto se traduce en disponer de una información más clara y en una confirmación casi inmediata, pero en algunas situaciones, como durante la temporada alta, puedes encontrarte con una falta de respuesta o un mensaje del anfitrión diciéndote que están llenos.

 

Puede que tengas que contactar con varios anfitriones

Algo que puedes hacer, es enviar mensajes a todos los posibles anfitriones. Por supuesto, habrá ciertas zonas que no te interesen, pero por lo general encontrarás varios que se adapten a tus necesidades. ¡Envíales un mensaje a todos!

De esta manera, siempre te asegurará al menos un par de ofertas y pre-aprobaciones y con suerte, no te tocará quedarse a dormir debajo de un puente ?.

Y recuerda, cuando te pongas en contacto con posibles anfitriones, coméntale algo sobre ti, por ejemplo; por qué estás visitando su ciudad y por qué su casa sería perfecta para ti. Si les gustas y tienen disponibilidad, generalmente te responderán rápidamente y te «aprobaran», lo que significa que tu reserva podría tramitarse mucho más rápido.

 

¡AirbnB no es un hotel!

Si estás acostumbrado a un servicio de recepción o atención in situ, Airbnb podría no ser tu estilo.

Muchos de los alojamientos están preparados para que cuando llegues te alojes por tu cuenta, pero tampoco es raro que te hagan un pequeño tour por la casa y te cuenten cómo funciona todo, donde esta la caja de seguridad o donde recoger y dejar las llaves (ten en cuenta que a menudo no hablaran tu idioma). En este caso, es mejor preguntar a tu anfitrión cualquier pregunta importante que te ronde la cabeza antes de llegar al alojamiento.

Tu serás el responsable de tus propias tareas domésticas. Esto podría no ser un problema si sólo estás allí un par de días, pero si tu estancia es de más de una semana, necesitarás considerar el tema de las toallas y las sábanas limpias, por lo que para reservas de larga duración, merece más la pena reservar en una casa con disponibilidad de electrodomésticos para lavado/secado, etc., o con una lavandería en las inmediaciones.

 

No todos los alojamientos son iguales

Cada Airbnb será diferente dependiendo de los motivos del anfitrión para ofrecer el alojamiento.

AirBnB ha crecido descomunalmente en los últimos años, pero también ha crecido el número de anfitriones que utilizan AirBnB como un negocio, por lo que no sería raro tropezar con usuarios con más de 30 alojamientos diferentes en una misma ciudad (esto está generando mucha controversia en algunas ciudades como León y Barcelona en España).

 

«Esto tiene algunos beneficios para el propio huésped»

Los posibles beneficios a la hora de reservar con uno de estos usuarios pasan por que el alojamiento podría comenzar a parecerse a un hotel de toda la vida. No habrá ropa en el armario, fotos del dueño o distracciones varias por la casa, pero a menudo tampoco encontrarás sal o condimentos, aceite o cualquier otra cosilla que pudieras necesitar.

Por supuesto, hay excepciones, y algunos de estos «arrendatarios empresariales» suministran todas estas cosas e incluso bebidas o algún alimento procesado no perecedero.

La verdad es que disfrutaras bastante quedándote en la casa de otra persona, pero no se puede negar que hay una gran diferencia con el resto de opciones de alojamiento. Aquí, estarás rodeado de multitud de objetos y recuerdos del anfitrión, estanterías llenas de libros y un sin fin de referencias de la ciudad a la que el pertenece.

Aunque deberías sentirte como en casa mientras te alojas en uno de estos alojamientos, ni que decir tiene que tendrás que tratar con el mayor de los respetos todo lo que encuentres allí, incluidas las costumbres de los habitantes de la casa.

También quiero que tengas algo muy presente. En algunas de estas casas vivirás una verdadera y gratificante experiencia multicultural, por lo que el siguiente alojamiento pudiera parecer no estar a la altura. Cada anfitrión es diferente y ofrece un nivel diferente de atención o ayuda. Algunos se sentarán contigo y te explicarán cuales son los mejores lugares para visitar en la zona, mientras que otros te darán la llave y se irán.

 

Realiza el pago sólo a través del pago seguro de Airbnb

Esto debería ser obvio, pero créeme cuando te digo que se puede dar el caso de que te pidan que pagues fuera de la página web. Aunque puede ser tentador intentar evitar las tarifas del servicio Airbnb (que pueden llegar a ser bastante altas si tu estancia es de larga duración), perderás toda la protección que la compañía te puede dar en caso de que exista algún contratiempo. Además, si alguien te pide que pagues fuera del portal, debería dejarte muy claro cuales son sus motivos.

 

La comunicación es la clave

Como ya he mencionado en otras partes de esta entrada, una vez que hayas realizado una orden de reserva, la comunicación con tu anfitrión sera muy importante.

Hazle saber cuándo llegarás y la mejor manera de ponerse en contacto contigo. Es posible que te encuentres en un país en el que no dispongas de conexión a Internet, por lo que los mensajes que tu anfitrión te envíe por Whatsapp el día de tu llegada se mantendrán en el limbo hasta que vuelvas a disponer de conexión.

Recaba toda la información que consideres importante antes de embarcar en tu avión, tren o autobús. El número de teléfono móvil, la dirección, cómo llegar al alojamiento, las instrucciones específicas para entrar. Es esencial que guardes toda esta información para tener acceso a ella de forma offline. La aplicación Airbnb tiene varias opciones disponibles para poder acceder a toda esta información incluso sin Internet, así que asegúrate de descargarla.

Si vas a hacer el check-in un poco más pronto de lo acordado, o si tu vuelo de vuelta a casa no sale hasta altas horas de la noche, informa a tu anfitrión con anticipación. Muchos anfitriones son bastante flexibles y están dispuestos a adaptarse a nuestro horario, pero sólo cuando se les avisa.

 

Los anfitriones revisaran también tu perfil

Ya te he comentado lo importante que son las críticas a la hora de elegir un alojamiento para reservar, pero ten en cuenta que tus anfitriones también pueden dejar una crítica sobre ti.

Su propósito no es quejarse de que te dejaste un calcetín sobre la cama o un poco de arena en la ducha, pero si dejas el piso hecho una pena, bolsas llenas de basura en la cocina, la puerta del baño rota, etc., es muy posible que no te valoren de forma positiva.

A pesar de pagar una cuota de limpieza, la regla no escrita es que debes dejar todo tal y como lo encontraste cuando te vayas. Asegúrate de hacerlo.

 

¿Qué pasa si necesito cancelar la reserva?

Lo que pase o no pase realmente depende del alojamiento.

Algunos son muy flexibles, incluso si cancelaras a última hora sólo perderías la tarifa cobrada por Airbnb. Sin embargo, otros (especialmente si has reservado durante la temporada alta) son mucho más estrictos, incluso si cancelas 30 días antes tu reserva te harán abonar un buen porcentaje del importe de la reserva.

 

Politica cancelacion

 

Los anfitriones pueden elegir entre una política de cancelación Flexible, Moderada o Estricta, y su elección estará debidamente señalada en la información de la reserva. Asegúrate siempre de comprobar la letra pequeña, especialmente si estás reservando con bastante antelación.

Cuando hagas clic sobre el enlace, se te redirigirá a la página «política de cancelación», donde se describe muy claramente a qué tienes derecho en caso de cancelación.

 

Accede a AirBnB como invitado y recibe 25€ de descuento en tu próxima reserva

 

También debes tener en cuenta que, aunque es raro, los anfitriones a veces también cancelan. Si te sucede esto, dependiendo de con cuánta antelación, tu anfitrión asumiría una penalización económica.

 

Airbnb tiene un centro de resolución de problemas

Si te vieras en esta situación, estarás cubierto por su centro de resoluciones. Si tu anfitrión cancela sin previo aviso, o tu apartamento de ensueño resulta ser una pocilga, Airbnb te cubrirá mediante un servicio de resolución problemas que funciona a la perfección. En realidad yo nunca he tenido que utilizarlo, pero si conozco a viajeros que se han visto envueltos en algún tipo de conflicto y AirBnB les ha prestado soporte rápidamente, proporcionándoles una solución casi inmediata.

Si no estás contento, no dudes en contactar con ellos, ¡para eso están ahí!

 

¡Un saludo viajeros!

 

 

Deja un comentario